El titular de Economía, Lucas Palacios, dio el vamos a la iniciativa en la ciudad de Puerto Montt, donde más de 4 mil trabajadores se verán beneficiados con la medida. Junto a ello, supervisó en terreno el cumplimiento de los protocolos sanitarios específicos para el sector.

El ministro de Economía, Fomento y Turismo, Lucas Palacios, junto al intendente de Los Lagos, Harry Jürgensen, y al presidente de la Cámara Chilena de la Construcción, Antonio Errázuriz, dieron el vamos al reinicio de las operaciones de las obras de construcción privada en zonas con cuarentena a lo largo del país.

La autorización para que este tipo de obras pudieran funcionar en lugares con cuarentena se produjo luego de los buenos resultados obtenidos en los dos planes piloto para la construcción privada impulsados por la cartera de Economía, en coordinación con los ministerios de Salud e Interior.

En la instancia, el ministro Lucas Palacios remarcó que “el desafío que nos hemos trazado todos, Gobierno y sector privado, es generar las condiciones para que, cuidándonos, podamos volver al trabajo. Y un ejemplo de que las cosas se pueden hacer bien es esta obra, donde trabajan 500 personas y no hay ningún contagiado durante toda la pandemia».

Junto a ello, la autoridad dijo que «Estos mismos protocolos son los que vamos a extender a todas las obras privadas de la construcción en todo el país, porque aplicando estos protocolos, no solo permitimos que las personas vuelvan a su trabajo sino que además las cuidamos”.

La medida permitirá la reactivación de 60 proyectos que estaban paralizados a lo largo del país, lo que beneficiará directamente a 26.847 trabajadores a nivel nacional. En el caso de la ciudad de Puerto Montt, lugar donde se realizó el anuncio, la reactivación de las faenas permitirá a más de 4 mil trabajadores retornar a sus puestos de trabajo.

“Solamente en Puerto Montt, ya se han inscrito veintiséis obras que le van a dar sustento a cuatro mil trabajadores. Eso significa cuatro mil familias que van a poder respirar tranquilas porque su papá o su mamá van a poder ir a trabajar, y se van a cuidar no solamente en la obra, sino que también en su casa, porque van a querer mantener ese trabajo”, puntualizó el ministro Lucas Palacios.

Por su parte, el intendente de Los Lagos, Harry Jürgensen, valoró que “seguimos construyendo viviendas, seguimos construyendo obras públicas y ahora también privadas. Agradecemos la visita del ministro de Economía, también la presidencia de la Cámara Chilena de la Construcción y a todos los trabajadores, que trabajan todos los días cumpliendo rigurosamente los protocolos sanitarios. A las empresas contratistas por aplicarlas, a los trabajadores por aceptarlas y ser rigurosos en su aplicación”.

En tano, el presidente de la Cámara Chilena de la Construcción, Antonio Errázuriz, destacó que “sólo por medio del funcionamiento de las obras podremos avanzar de forma efectiva en la reactivación de los empleos y de la economía del sector y del país, por eso es tan importante la señal que recibimos la semana pasada sobre la continuidad del funcionamiento de las obras de la construcción en comunas que estén en cuarentena. Es una muy buena noticia que tomamos con mucha responsabilidad y prudencia”.

Riguroso protocolo sanitario

La reapertura, diseñada por el ministerio de Economía y la Cámara Chilena de la Construcción, contempla estrictas medidas sanitarias. Primero, que la empresa financie un transporte privado para que sus trabajadores vayan a la obra y vuelvan a sus casas en el caso de que vivan en comunas con cuarentena. Además, para reincorporarse a la faena, los trabajadores deben tener un PCR negativo y firmar una carta de compromiso de autocuidado.

Las obras que se reanuden, en tanto, deben contar con implementos de seguridad sanitaria adicionales para realizar sus labores y cumplir con todas las exigencias del protocolo para el sector de la construcción publicado en la página web del Ministerio de Economía.

Esta y el resto de las medidas sanitarias serán verificadas de manera presencial por la Mutual de Seguridad de la CChC. En tanto, se dispuso un canal de denuncias para que, tanto trabajador como comunidad, puedan informar eventuales incumplimientos.

Compromiso para operar en cuarentena